El correo de Mike Kahn (8 de junio de 2008)

Queda únicamente una semana para que concluya el programa de trabajo de fuera de temporada para los Seahawks, y ya se pueden sentir esas llamadas de atención que indican que el training camp está muy cerca, a pesar de que no comenzará hasta el último fin de semana de julio.

Queda únicamente una semana para que concluya el programa de trabajo de fuera de temporada para los Seahawks, y ya se pueden sentir esas llamadas de atención que indican que el training camp está muy cerca, a pesar de que no comenzará hasta el último fin de semana de julio.

Todas las nuevas caras que presenta el ataque significan tiempos de cambio para el quarterback Matt Hasselbeck. Hay dos corredores nuevos, los firmados como agentes libres Julius Jones y T.J. Duckett, además de un joven grupo de receptores y un tight end elegido en el último draft, John Carlson. Las nuevas incorporaciones provocaron que Hasselbeck enfrentara estos días con un entusiasmo que se prolongará durante la última semana del mini camp.

"Cada día parece como que un jugador va a sobresalir por encima de los demás", explicó Hasselbeck. "Pero todavía quedan el training camp y los partidos de pretemporada, con lo que todos tendrán la oportunidad de destacar. Pienso que todos lo están haciendo lo mejor que pueden para aprovechar la gran opción que tienen."

La enorme competitividad que se ha visto en el ataque ha contagiado también a la defensa

Especialmente en las posiciones de defensive tackle y en la secundaria, la competencia ha llegado a un alto nivel, que explica los progresos que los Seahawks están logrando en su retaguardia. Hay gente que piensa que Seattle tiene los mejores siete defensas de cobertura (linebackers y defensive backs) de la liga. Si a esto añadimos las elecciones en el draft de los líneas Lawrence Jackson y Red Bryant, podemos esperar que el grupo frontal alcance la productividad que lograron linebackers y defensive backs en 2007.

Los próximos días serán intensos, antes de que los jugadores se tomen un descanso de seis semanas que les permita llegar en un momento excelente al training camp.

This article has been reproduced in a new format and may be missing content or contain faulty links. Please use the Contact Us link in our site footer to report an issue.
Advertising